dará cobertura a 97 menores

La haurreskola de San Ignacio amplía su oferta con 34 plazas

Las matrículas para inscribir a los menores podrán formalizarse esta semana

Laura Fernández - Martes, 9 de Enero de 2018 - Actualizado a las 06:13h.

Bilbao - La haurreskola de San Ignacio, cuya actividad comenzó en 2011, ha ampliado sus instalaciones con 34 nuevas plazas para dar cobertura a 97 menores. El alcalde de Bilbao, Juan Mari Aburto, acompañado de la corporación municipal, visitó ayer estas nuevas instalaciones y se mostró muy satisfecho: “El primer acto del año tenía que estar dirigido a los niños porque son el futuro de Bilbao”, expresó.

La haurreskola de San Ignacio ha ampliado su espacio con 426,10 metros cuadrados más. Las obras se han ejecutado en la segunda planta, que se encontraba en desuso y libre, para poder realizar diversas actividades. Este incremento de espacio ha ayudado a que la oferta de educación infantil crezca en el ciclo de 0 a 2 años, pasando de las anteriores 63 plazas a las casi 100. De hecho, en palabras de la coordinadora del centro, Tamara Martínez, ya se ha abierto el plazo de matrículas. “Viendo la demanda de matriculaciones era necesario esta ampliación”, aseguró Martínez, quien explicó que a partir de marzo “muchos niños” de 0 a 2 años “se quedaban fuera”.

A pesar de la ampliación, solamente quedan seis plazas para las clases de 1 a 2 años y siete para los de 0 a 1, quienes podrán solicitar su matriculación durante esta semana.

La nueva estructura de esta guardería de San Ignacio está formada por tres nuevas aulas. En ellas, existen zonas de higiene y de dormir, una sala de usos múltiples, una zona interior para dormir, para cocinar, un cuarto de limpieza y aseos para personas con diversidad funcional. Estas mejoras, que han tenido un coste de 385.000 euros y se han ejecutado en cuatro meses y medio, dan cobertura a día de hoy a una guardería con 1.965 metros cuadrados. En ella existen tres aulas para los 0 años con cunas y servicios (con 24 plazas), cinco aulas para un año con zonas de descanso y servicios (con 65 plazas) y un aula polivalente destinada o bien a los de 0 años o a los de 1 año, según las necesidades. Este año, se destinarán para los de 0 años y tendrá ocho plazas con zona de servicio y zona para dormir. Además, también han dado cobertura a aseos para las personas con diversidad funcional, dos cocinas, un despacho, dos salas de usos múltiples, dos salas interiores de juegos o una zona de juegos en el exterior entre otras cosas.

La ampliación de esta haurreskola y el consiguiente aumento de plazas continúa con la labor desempeñada por el Consistorio bilbaino con el objetivo de integrar la etapa de los menores de 0 a 1 años en los centros educativos. “Con este acto simbólico queríamos demostrar la importancia de los niños y niñas en ese Bilbao con futuro”, dijo Aburto. En la misma línea, el alcalde explicó que no se ha utilizado todo el espacio de la segunda planta. Por lo que, “si fuera necesaria alguna ampliación en un futuro” las obras de las instalaciones serían más fáciles de llevar a cabo.

Edificación Funcional La guardería de San Ignacio está planteada como una edificación funcional y acceso propio al centro, además de contar también con instalaciones y servicios individuales. “Con el fin de no disminuir la superficie de recreo del conjunto escolar, la planta baja está libre de ocupación, salvo los imprescindibles accesos superiores, donde se sitúan las dependencias de la haurreskola y un aparcamiento donde se estacionan los carritos”, según explicaron fuentes municipales. Esta nueva ampliación en la guardería suma a las 14 haurreskolas que ya existen en la capital vizcaina repartidas todas ellas entre los ocho distritos.

Guarderías en Bilbao