Xabier Basañez Director de Bilbao Exhibition Centre

“La Bienal de Máquina Herramienta crecerá el 15% y junto a los MTV impulsará al BEC”

El BEC prevé un buen año 2018 impulsado por una Bienal de Máquina Herramienta en crecimiento y eventos como la gala de MTV, según Xabier Basañez

Una entrevista de Xabier Aja - Domingo, 17 de Diciembre de 2017 - Actualizado a las 06:09h.

BILBAO - El Bilbao Exhibition Centre (BEC), el recinto ferial vasco sito en la localidad vizcaina de Barakaldo, afronta el próximo 2018 “con optimismo”, según su director general Xabier Basañez. La celebración de su certamen estrella, la Bienal de Máquina Herramienta, que tiene carácter bianual, y de eventos extraordinarios del calibre de los Premios Europeos de la Música que organiza la cadena de televisión estadounidense MTV auguran un ejercicio “positivo” para la feria.

Tras los duros años de la crisis en 2016 empezó una recuperación en la actividad del BEC. ¿Se ha consolidado en 2017?

-Sí, este año es un ejercicio de consolidación del crecimiento. Siempre hemos dicho que la feria es un reflejo de la economía y si está bien, -y Euskadi está creciendo a tasas del 3%-, la feria va bien. Estamos satisfechos, más que con los resultados con el nivel de actividad creciente que se ha contabilizado. Todavía no tenemos los datos definitivos del ejercicio pero serán mejores que los del año comparable que es 2015 en el que la actividad ligada al BEC generó un impacto económico de 74 millones de euros. Y en este 2017 estas cifras van a mejorar con creces porque la actividad ha sido muy superior. Por ejemplo, en la semana industrial ligada a Ferroforma, la feria más importante del año, tuvimos incrementos de dos dígitos, pero en otro tipo de eventos, no unidos directamente a exposiciones, también ha sido un buen año. Aquí nos ha favorecido el hecho de contar con actos extraordinarios de primer nivel como ha sido la convención internacional de concesionarios de coches de Skoda.

¿La recuperación ferial ha ido acompañado de una mayor celebración de conciertos musicales?

-Sí. El número de espectáculos celebrados en el BEC ha pasado de unos 7 u 8 anuales en los años de la crisis a una veintena este 2017. Y ello también es síntoma de que las cosas van mejor. Todo esto que hemos citado va a hacer que cerremos un ejercicio satisfactorio a nivel general de actividad aunque dentro de los números rojos que todavía tenemos en los años impares. Vamos a clavar el presupuesto que teníamos para 2017 y que era muy ambicioso porque todos los ratios, ingresos, días de ocupación, eventos, etc. han evolucionado positivamente y van a ser mucho mejores que los de 2015 que, insisto, es el año comparable por la existencia de ferias con carácter bianual.

¿Cómo se presenta para el Bilbao Exhibition Centre, la nueva edición de la Bienal de Máquina Herramienta?

-Seguiremos en la ola de crecimiento. De hecho, 2018 va ser un año muy importante para nosotros. Para empezar tenemos la XXX edición de la Bienal de Máquina Herramienta. Y esta se presenta con buenas expectativas, con crecimientos del orden del 15% en todos los parámetros, expositores, metros cuadrados ocupados, facturación, etc. Con la presencia de empresas nuevas y con compañías que ya han estado pero que van a volver con mayores stands. También se va a notar un aumento de la presencia extranjera. Esto es algo lógico si tenemos en cuenta que en el Estado español la crisis fue muy fuerte y la inversión se paralizó. Ahora con crecimientos de la economía por encima de la media europea, el mercado interno español vuelve a ser apetecible para los fabricantes foráneos.

¿Qué certámenes destacan en el calendario del próximo año?

-Entre otros se celebrará una segunda edición de Routes, la feria de aerolíneas y aeropuertos. No es de las más grandes pero mueve más de 1.200 personas y ocupará un pabellón tres días. Está también Imaginenano que repite y que aportará la presencia de entre 1.000 y 1.500 profesionales de una disciplina de futuro e innovadora como es la nanotecnología. Por otra parte, entre otras, vamos tener una feria, con espíritu de continuidad en el calendario, dedicada al mundo del transporte ferroviario ligero, -tranvías, metros-, denominada World Metro and Light Rail con un organizador extranjero y la colaboración de Mafex, la Asociación Ferroviaria Española. Hasta ahora este evento se hacía en Londres y quería una ubicación permanente y esta será en el BEC. Esta feria mueve también un millar de profesionales que tendrán una serie de conferencias y grupos de trabajo.

¿Qué criterios sigue el BEC para tratar de implantar nuevas ferias o congresos?

-Como en este caso del ferrocarril ligero, siempre tratamos de posicionarnos en sectores empresariales donde la industria vasca tenga algo que decir y cuente con empresas competitivas a nivel internacional. En el caso del ferrocarril no hay que olvidar que el País Vasco tiene una empresa puntera como CAF pero también hay plantas de Talgo, Bombardier, etc. El mismo criterio se sigue con la celebración prevista para 2019 de la feria Wind Europe. Un certamen relacionada con el sector eólico, un área de negocio en el que Euskadi cuenta con empresas de primer nivel, desde Siemens Gamesa a Iberdrola, pasando por otras destacadas firmas proveedoras. La pena es que muchas de estas ferias especializadas donde las compañías vascas tienen un peso importante se celebran rotando por diversas instalaciones del mundo. Wind Europe, es un ejemplo, y estamos hablando de un certamen de otra dimensión, más importante, porque hablamos ya de ocupaciones de más de un pabellón y con más de 10.000 asistentes previstos.

¿La Bienal condiciona la contratación de conciertos u otros eventos?

-Sí, pero el hecho de esperar una potente Bienal es también una buena noticia. Como ya he comentado antes se nota que la crisis ya se está superando. En 2018 la idea es mantener la tónica de este año en el que el BEC ha acogido una veintena de espectáculos. Eso sí tenemos un pequeño problema de fechas porque en un periodo interesante para los conciertos como es el de mayo-junio, el BEC no estará disponible durante un mes y medio por una buena razón: la celebración de la Bienal de Máquina Herramienta que llenará todos los pabellones, los seis, y confirmará, una vez más, que era necesario un recinto como el BEC para no perder, por falta de espacio y condiciones adecuadas, la feria vasca más importante a nivel internacional. Ya tenemos confirmados gente como Fito, Dani Martin, Ringo Starr...

Vistas las previsiones, 2018, va a ser un año positivo para el BEC porque además el recinto acoge la gala de los premios de la MTV en Europa.

-Sí, se presenta bien. La verdad es que algo grave tendría que pasar para que se estropease el próximo ejercicio del BEC. Porque además de la actividad normal de la casa, en 2018 hay un evento que va tener una importante repercusión para el Bilbao Exhibition Centre y ese no es otro que la celebración de la ceremonia de entrega de los Premios Europeos de la Música de la cadena televisiva norteamericana MTV.

¿Qué supone el acto de MTV?

-Estamos hablando de una locura a nivel mediático que se extiende durante 14 días. Diez jornadas de montaje, tres de ensayos y una de celebración. Ocupará tres pabellones, el BEC Arena, como escenario de la gala;otro anexo, el 6, como backstage;y un tercero, para la fiesta posterior. Es un evento televisivo en directo de dos horas que se retransmite a 130 países y cuenta con unos 500 millones de espectadores.

¿Con qué base se trabaja en el plan estratégico 2017-2020?

-Es muy distinto al anterior que fue más un plan de choque y de ajuste que, por cierto, creo que los hemos acabado con nota. Ahora arrancamos otro plan más en positivo, más volcado en el crecimiento. Es expansivo con el objetivo de intentar recuperar la actividad que se perdió en los años de la crisis y de tratar de incrementar la actividad en el Bizkaia Arena. El plan tiene además un objetivo de adaptarse a los nuevos tiempos que pasan, sí o sí, por una mayor digitalización a todos los niveles.

¿Económicamente qué se plantea en el plan?

-El objetivo a largo plazo es que todos los ejercicios tanto los impares como los pares, -estos son los que acogen a la Bienal-, acaben en positivo cosa que ahora no ocurre. Pero para ello tenemos que ir paso a paso y el primer escalón pasa por intentar equilibrar las cuentas cada dos años de forma que los beneficios de los pares compense los peores resultados de los impares. Para el próximo año contemplamos alcanzar un resultado positivo en la gestión de 1,2 millones de euros y la idea es que en el siguiente ejercicio impar se reduzca el nivel de pérdidas. Pero no es fácil en los años impares sin la aportación de certámenes como la Bienal.

¿Hay relación directa entre la economía y las ferias?

-Sin duda. El BEC acaba siendo un reflejo de la situación de la industria vasca. Si la industria y la economía van bien, las ferias también. De hecho, y hablando de todo el sector en España, pues soy el presidente de la AFE, la asociación de ferias del Estado, 2017 ha sido, en general, un buen año.

¿Internet ha cambiado las ferias para siempre?

-Sí. Ya no son puramente expositivas. Ahora vamos más hacia eventos con mesas de trabajo, conferencias, foros, reuniones, etc. y este formato viene para quedarse. Nosotros somos ya una feria-congreso.