último informe del Banco de España

Dan por perdidos más de 40.000 millones del rescate de la banca

El Banco de España reconoce que solo se han recuperado ayudas públicas por 3.873 millones

X. Aja - Viernes, 8 de Septiembre de 2017 - Actualizado a las 06:09h.

BILBAO- España da por perdidos ya 42.590 millones de euros, fondos públicos destinados al rescate de los bancos en el Estado español, según se desprende del último informe del Banco de España.

Poco a poco se empiezan a conocer las cifras reales de lo que ha costado al bolsillo de los ciudadanos del Estado español el rescate de la banca. Con cifras actualizadas a 31 de diciembre de 2016, el antiguo banco emisor español ha calculado el montante total de las ayudas concedidas a 14 entidades financieras desde mayo de 2009. El dinero público destinado a tapar los agujeros de buena parte del sector financiero español por las vías de aportaciones de capital netas, avales (EPAs) y garantías enumeradas a través del Fondo de Reestructuración Ordenada Bancaria (FROB), organismo público, suman 56.865 millones de euros, de los cuales el Banco de España da por perdidos ya 42.590 millones, más del 80% del dinero público destinado a sanear la banc.

¿Cómo se llegó a esta situación en un sector sumamente intervenido y controlado por el Banco de España en aquella época?. Pues según señaló ayer el experto economista Ángel Vilariño ante la comisión parlamentaria que analiza la crisis pasada, se llegó por culpa del Banco de España, por su inacción. El doctor en Economía afirmó que la burbuja inmobiliaria se gestó entre 1996 y 2003 y que al término de este periodo había “suficiente evidencia” para que se llevara a cabo una intervención “enérgica” por parte del Banco de España. Concretamente, el economista ha señalado que el supervisor tenía herramientas para actuar preventivamente y debería, entre otras cosas, haber establecido límites a la concentración de promotores inmobiliarios, así como llevar a cabo una revisión exhaustiva de las carteras para una mejor identificación de los activos deteriorados. Además, en su opinión, el supervisor debería haber acentuado su vigilancia en las políticas de crédito y la gestión de riesgos de las cajas de ahorro debido a su “fragilidad especial” en cuanto a su “singularidad jurídica” y la imposibilidad de estas entidades de emitir capital en los mercados.

En todo caso, la realidad es que a día de hoy se han recuperado sólo 3.873 millones de euros y el Banco de España cree que todavía se puede recuperar hasta 10.402 millones, lo que da una suma máxima de 14.275 millones.

Por otro lado, el Fondo de Garantía de Depósitos dotado con el dinero que aportan los propios bancos a partir de los depósitos de sus clientes, ha puesto 20.092 millones al rescate bancario de los que solo ha recuperado 673 millones. En total, entre las ayudas públicas del FROB y las del Fondo de Garantía de Depósitos, las ayudas a la banca han superado los 76.000 millones de euros, de los que 64.000 no se van a recuperar.

A 31 de diciembre de 2016 se habían recuperado 3.873 millones de dinero público, de los que 977 millones fueron devueltos por CaixaBank, 800 millones de una emisión de cuotas participativas de Cajasur-Kutxabank, 782 millones por la venta de su participación en Catalunya Banc, 783 millones por venta de la participación en NCG, 407 millones amortizados anticipadamente por Ibercaja de una emisión de obligaciones convertibles de Caja 3, y 124 millones amortizados por Liberbank de una emisión de obligaciones convertibles.