la tercera en los últimos meses

La Naval deja la ampliación de capital para el 6 de junio

Los accionistas del astillero vasco CNN La Naval esperan llegar a un acuerdo previo con los armadores y la banca

Viernes, 19 de Mayo de 2017 - Actualizado a las 06:04h.

BILBAO- A la tercera, la vencida, eso al menos se espera en la empresa vasca Construcciones Navales del Norte (CNN) titular del astillero de La Naval de Sestao, que convocó para el próximo 6 de junio una nueva junta de accionistas, la tercera en los últimos meses, con la finalidad de aprobar la ampliación de capital precisa para asegurar la supervivencia de la empresa que pese a tener carga de trabajo tienen su balance totalmente deteriorado tras las pérdidas de últimos ejercicios.

La junta general de accionistas de CNN se reunirá de forma extraordinaria el próximo 6 de junio para someter a aprobación una ampliación de capital que permita la reestructuración del balance del astillero vasco.

De los actuales accionistas de CNN, Astilleros Murueta y Naviera del Nervión, titulares del 33,8% y del 10,1% del capital, y que se han hecho cargo de la gestión para poder dar viabilidad al astillero, se espera que se mantengan en el mismo. En cambio, el otro gran socio con un 33,8%, el grupo Ingeteam-Pine, participado de manera significativa por Kutxabank, tiene previsto abandonar CNN, según señalan los trabajadores de Pine.

La Naval precisa de una inyección de capital para evitar la causa de disolución de la sociedad. Pero los socios antes de dar el paso definitivo en este aspecto -se habla de una aportación de unos 30 millones de euros con la posible entrada de un socio financiero-, buscan un acuerdo con los armadores de los buques para que no se penalice económicamente a La Naval, tal y como se recoge en los contratos firmados en su día por el retraso en los plazos de construcción por efecto de la delicada situación de la compañía, algo que, según algunas fuentes podría haberse conseguido al menos con alguno de ellos. Al mismo tiempo se negocia con la banca acreedora una reformulación de la deuda, que incluye la petición de una quita. Los accionistas esperan llegar a la junta con un “acuerdo financiero” que garantice “su viabilidad” futura.

Fuentes financieras han señalado a Efe que esa ampliación de capital podría llevarse a cabo mediante una “operación acordeón” en la que “de manera simultánea” se deja el capital a cero para, a continuación, acometer la ampliación. - X. A.